Fetiche
En 1893, a los 21 años, Alfred Dunhill transformó la empresa de arneses de su padre en una fábrica de accesorios para automóviles. Luego incursionó en una nueva industria, abriendo una tienda de tabaco y una fábrica de pipas. Más tarde introdujo el concepto de "Dunhill Homes", donde ofreció productos de lujo y servicios de barbería, un bar y un spa. Los productos de Alfred Dunhill siempre mezclan propósito con un toque de placer. Sus fragancias introducen el lujo a la vida de sus principales clientes: los hombres. "Nuestros productos han de ser útiles, fiables, bellos, duraderos y mejores que cualquier otro de su clase". - Alfred Dunhill

MARCAS

Todas

CATEGORÍAS

Todas

Familia

Todas

Notas de salida

Todas

Notas de corazón

Todas

Notas de fondo

Todas